Qué es un colchón hospitalario inflable antiescaras

Un colchón hospitalario de aire es una pieza de equipo que se utiliza en los hospitales, centros de rehabilitación y atención domiciliaria. Estas camas se utilizan para reducir la presión sobre las partes del cuerpo de los pacientes que deben permanecer inmóviles.

Qué es un colchón hospitalario inflable antiescaras

La colocación de un paciente en un colchón de aire reduce la probabilidad de úlceras en desarrollo por presión y puede hacer que un paciente se sienta más cómodo mientras se está recuperando de sus lesiones.

Las escaras son una condición que se produce cuando se presiona la piel de un paciente contra un colchón por un tiempo prolongado. Cambiando la posición del paciente en la cama no siempre es suficiente para prevenir estas úlceras de la piel. Una persona que se está recuperando de quemaduras puede sentir un dolor insoportable si se tumba ssobre un colchón firme, ya que puede irritar las partes dañadas de su cuerpo.

Este tipo de colchón antiescaras es mucho más sofisticado que un colchón de aire, aunque ambos de estos elementos se inflan con aire. El nivel de presión en las camas de un hospital se puede ajustar a un nivel que mantendrá al paciente cómodo. El objetivo cuando se utiliza un colchón hospitalario de aire es proporcionar el apoyo suficiente para darle la posiblidad al tejido delicado a sanar adecuadamente.

Una de las características que busca un usurio de un colchón hospitalario inflable es poder inflar y desinflar fácilmente el colchón según sea necesario. Debe ser fácil ajustar el colchón al nivel de firmeza deseado para cada paciente. El personal debe ser capaz de desinflar el colchón de aire del hospital rápidamente si es necesario.

Otro aspecto importante a considerar en la búsqueda de este tipo de equipos para la atención al paciente es si la altura de la cama se puede ajustar fácilmente. Los pacientes que tienen poca movilidad apreciarán no tener que subir ellos mismos a una cama de hospital.

Qué son los colchones inflables antiescaras para hospitales

Una cama de hospital estándar debe perimitir subir y bajar la cabecera y los pies. La flexibilidad de poder ajustar la posición ayudará a mantener la presión sobre la espalda y las rodillas para estar lo más cómodos posible.

Si necesitas saber más acerca de este tema, puedes consultar nuestro artículo: Cuál es el mejor colchón hospitalario.